Comunicación (entre el panel y el sistema) por Modesto Miguez.

LA COMUNICACIÓN.

Es un tema involucrado en el monitoreo que hace 30 años tratamos de entender y seguimos aprendiendo.
Ahora escribiré solamente sobre las tecnologías para la comunicación telefónica e IP entre el panel de alarmas del abonado para el servicio de monitoreo y sus implicancias.
Salvo el sistema monitoreo.com, la tecnología de las centrales de monitoreo aisladas aceptan la incorporación del IP y del GPRS con “parches tecnológicos”, el concepto de sus hardware y software están pensadas para monitoreo telefónico “sin la existencia de internet ni de telefonía movil”.
Utilizan Windows y evolucionan desde la época en que el monitoreo se hacía exclusivamente mediante Red de Telefonía Pública Conmutada (RPTC – telefonía fija) mientras que ahora, esta tiende a ser reemplazada por el IP y a la larga a desaparecer.

En las centrales tradicionales:

El evento telefónico sale del panel de alarmas del abonado, viaja por la RPTC hasta “la receptora” que está instalada en la central de monitoreo y de allí se conecta por RS 232 a  una PC que hace de servidor, el que conectado mediante HUB o Switcher a una LAN permite que en las PC”s de los operadores salten los eventos que solo pueden operar desde la central de monitoreo.
No se puede operar mediante una app en un teléfono móvil y si un operador quisiera operar desde otro lugar habría que destinar dos PC, una en la central de monitoreo y otra en la “central remota” para que en ellas luego de instalar en Windows un programa del tipo  pcAnywhere™ o Team Wiver un operador pudiera “simular como que está” en la central de monitoreo.
Esto implica al menos dos conexiones de internet adicionales mas una máquina extra mas, mas uno o dos softwares mas.
El evento GPRS es tomado por la empresa de telefonía celular y enviado por IP, pasando por los datacenters de Internet hasta la conexión de la central de monitoreo y allí luego hay otra receptora que transforma el evento para inyectarlo en el servidor (PC a través de un Bytech) transformándolo en un evento como si este fuera telefónico, para luego mediante la LAN los operadores allí, lo operen como si hubiera llegado por teléfono.
Si se quisiera operar de forma remota existirán los mismos riesgos de incorporar todos los parches enumerados en el caso anterior.
En este esquema hay enlaces que resultan críticos sin redundancia posible pues las lineas de back up en general viajan junto a las principales, los receptores de back up están junto a los principales, servidores (si los hubiera) y el lugar donde está el edificio siempre es uno solo.

¿Nota todos los aparatos, instalaciones, prestadores y redes que hay en el medio?.

Hace como treinta años, cuando comencé a utilizar la palabra “riesgo” escuché, “si tienes diez hijos tendrás mas posibilidades de visitar al pediatra que si tienes solo dos”.

En monitoreo.com

El evento telefónico sale del panel, viaja por la RTPC hasta Receptores distribuidos cerca de los abonados y no de la central (simplemente porque la central no existe), de allí se transmiten a los servidores de Internet y a ellos se conectan los operadores, estén donde estén, para recibir los eventos que les corresponda operar.

Simple y sin necesitar conexiones excepcionales.

Como existe una red de receptores redundantes en sitios diferentes, ninguna parte es crítica o sea que cualquier falla que se produzca en los receptores o en Internet el servicio no se interrumpe y se seguirá brindando.
El evento GPRS es tomado por la empresa de telefonía celular y enviado por IP a los receptores virtuales que son parte de los mismos servidores de monitoreo en los mismos datacenters que están en Internet (sin saltos ni interfases) y a ellos están conectados los operadores.
Es simple, no hay saltos tecnológicos y como hay una red de operadores redundante, ninguna conexión es crítica.

Un poco de historia.

Para saber hacia donde vamos primero debemos entender de donde venimos y como llegamos hasta aquí.
Hace 30 años en Argentina, había pocas líneas telefónicas, pero donde las había, el monitoreo telefónico lo hacíamos con un llamador analógico pre-programado (1988).
Hasta el año 1990, en la época de Entel, para que instalaran un par de cobre (T1) había que esperar mas de 10 años o “comprarla” por USD10.000.- Se compraban departamentos con teléfono, solo por el teléfono que llevábamos con extensiones o enlaces inalámbricos.
Impulsados por nuestro pedido a fin de cubrir las necesidades y características de la Argentina de entonces, ayudamos a crear DX Control para hacer un sistema para monitoreo inalámbrico, lo llamábamos “CIS”, se cobraba un abono de USD 120.- mensuales y enviaba solo 8 eventos.
Por esos tiempos la telefonía movil se podía hacer mediante phone-pach, no teníamos idea que pronto llegaría la telefonía móvil y siete años después Internet. Mucho menos las implicancias que esos cambios traerían.
Movicom, Movilik, Miniphone, CTI, Nextel, Techtel, Blacberry, Telefónica… vinieron y pasaron.
Con el tiempo observamos como muchas cosas cambiaron y aunque no lo notemos todo sigue cambiando.
La primera generación de telefonía Celular no se la llamó 1G porque no pensaron que la tecnología analógica sería reemplazada por la digital, en 1995 aparece el 2G y el GPRS.
Cuando a Motorola le pidieron el desarrollo de la telefonía movil, la estimación en cuanto a cantidad de usuarios totales sería de 7000 abonados, causa risa, ya que esa cantidad se vende en un solo día en cualquier ciudad importante y constituye un enorme error de cálculo que motivó la extinción de la telefonía celular analógica.
En 1996, trabajamos con la “celemetría” cosa que no era ni mas ni menos que ponerle un nombre al GPRS, así nace Celletech, primera empresa en Argentina en incursionar en este campo.
En ese entonces el producto de Celletech era muy evolucionado para su época aunque los nuevos GPRS que fabrica Celletech son de lo mejor que hay.
En 1995 se vendían muy pocos GPRS porque el boom eran la líneas telefónicas fijas, incluso se instalaban lineas telefónicas exclusivas para que los pioneros de Internet utilizáramos Dial up, los mas viejos recordarán que se instalaba un modem Us Robotics Sporter permitiendo transferir datos a 56Kb (como máximo).
Parece increíble que el GPRS ya tenga mas de veinte años de vida.
Dije que al GPRS también se lo llama el IP inalámbrico, su uso y consumo es mucho menor que el de la telefonía digital 2G que evolucionó a 3G, 4G y en algunos sitios ya hay 5G.
Cada generación evoluciona de la anterior aumentando la frecuencia de funcionamiento lo que indirectamente permite aumentar la capacidad de transmisión, aunque la potencia baja y la propagación radioeléctrica con menor dispersión.
Los fabricantes, para vender sus equipos 3G, hace dos años aseguraban la inminente la muerte 2G y sin embargo aún funciona.
Cuando comenzaron a promocionar 3G les pregunté ¿porque no hacen directamente equipos 4G pues el 3G también se extinguirá? Rta: cri…cri…
Todo esto resultó como evolución de la telefonía móvil, 2,3,4 y 5G mientras que  Internet pasó de las BBS a la 2.0 y ahora la 3.0 algo impensado que permite la Inteligencia artificial y el IoT se desarrolló hace poco menos de 30 años.
Si pensamos en la magnitud de tantos cambios en tan poco tiempo podemos decir que vivimos dentro de una explosión tecnológica de la que para sus implicancias en la vida de las personas no estamos preparados ni adaptados.
Tuvimos la fortuna de asistir al nacimiento de un hito en la historia de la humanidad como lo fue el descubrimiento del fuego, la agricultura o la máquina de vapor.
Para las redes actuales, la cantidad de datos que se requieren para la transmisión de alarmas mediante GPRS resulta insignificante frente al creciente tráfico de datos para voz y video.
Así que no hay que preocuparse en el sentido de que los problemas del GPRS no son por falta de capacidad sino por la ausencia de inversión en infraestructura, antenas y de redundancia en los sitios “no rentables”.
Las redes seguirán creciendo en capacidad mucho mas que nosotros en la demanda.
A las empresas de telecomunicaciones de Argentina, la calidad les importa muy poco mientras sigan facturando y no se las penalice por su bajo SLA, en nosotros está tomar consciencia de que debemos registrar todas las caídas de servicio, hacer los reclamos como corresponde al ENACOM, seguirlos hasta su resolución y juntar antecedentes.
Si mucha gente hiciera los reclamos y exigiera al organismo de control que cumpla con su función, la realidad sería otra.
Pero la indiferencia y tolerancia de la mayoría de los damnificados en ser tratados como ignorantes permiten que el servicio de GPRS (“IP inalámbrico”) sea inferior en seguridad a lo que resulta de la línea telefónica tradicional mediante par de cobre.
No existe la consciencia de seguridad en las empresas de telecomunicaciones, el GPRS es solo transmisión de datos, no un componente clave para un sistema.
En Argentina el reemplazo tecnológico de las redes llevará años, mientras tanto, las líneas que funcionan seguirán funcionando casi tan bien como antes.
Por lo tanto, sugiero:
  • Conservar la linea fija todo lo posible, en la práctica es mas segura que el GPRS, o sea, no impulsar el traspaso a GPRS a menos que resulte imprescindible, preferir la linea telefónica.
  • Donde haya cobertura de radio (si el presupuesto lo permite) usar radio.
Si fuera posible, utilizar comunicadores IP considerando; calidad del proveedor, tipo de servicio y alimentación.
Puede ser:
  • ADSL (si hay teléfono).
  • PLC (si hay proveedor de energía que lo ofrezca).
  • Cable (fibra o coaxial).
  • Inalámbrica: Lmds, Wimax, Satélite.
  • y Wifi derivado de cualquiera de estas anteriores.
El futuro de las comunicaciones de objetivos fijos (alarmas y video) será conectividad IP fija, el GPRS (2G y 3G) pasará a la historia y para móviles se utilizará 4 y 5G y no sé por cuanto tiempo mas.
El PLC consiste en una tecnología que utiliza las misma red de alimentación de 220V. pero en muchos lugares aún no está implementada.

En el siguiente cuadro, se pueden comparar distintas tecnologías para acceso a Internet para SITIOS FIJOS.

Distintas tecnologías para acceso a Internet para SITIOS FIJOS
Vemos que en el cuadro ni se menciona a la telefonía móvil como proveedor de internet.
En mi opinión el GPRS para comunicar alarmas solo existe como una transición tecnológica que pasará de moda como lo hicieron los magazine para reproducir música.
Puedo decir que de los problemas que se avecinan el GPRS resultará insignificante, también habrá nuevas oportunidades si podemos adaptarnos.
Saludos y espero que lo escrito, les sea de utilidad.

Deje su comentario, queja o sugerencia

avatar
WhatsApp chat